keyboard_arrow_up
enero 2020

La Formación Profesional Agraria gana alumnos y alcanza los 600 por curso. España.

La elaboración del mapa de formación
agraria y agroalimentaria en 2017
marcó un cambio en la oferta para compensar los
desequilibrios entre la
especialización productiva y la formativa.

Centro de formación agraria Príncipe Felipe en la localidad burgalesa de Albillos. – Foto: Ángel Ayala

La formación sigue siendo clave en el campo. Sin embargo, tan solo el diez por ciento de los jóvenes que se incorporan al sector con el apoyo de las ayudas de la Consejería de Agricultura han cursado un ciclo de Formación Profesional. Unos datos que evidencian la necesidad de «trabajar en difundir estos cursos y hacerles atractivos a estos jóvenes para que se incorporen con una formación sólida e integral y contribuyan a innovar y profesionalizar el sector, y a fortalecer y dinamizar el entorno rural».
En la última década, el número de alumnos ha ido aumentando, detectándose los últimos años unos 600 alumnos por curso «gracias a la reestructuración de la oferta realizada», como señalaron fuentes de la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural. La elaboración del mapa de formación agraria y agroalimentaria de Castilla yLeón en 2017 incluyó la definición de una serie de actuaciones en materia de formación profesional del sistema educativo que han supuesto la reestructuración de la oferta de la Consejería.
En el momento actual, la FP agraria, en respuesta a las necesidades detectadas en el mapa, se centra fundamentalmente en actuaciones tendentes a completar itinerarios formativos, compensar desequilibrios entre la especialización productiva de la región y la formativa, minorar desequilibrios territoriales y adaptar la formación a las características productivas, sociales y demográficas de la Comunidad.
Este tipo de formación solo se oferta en ocho centros de Castilla y León que imparten ciclos de tres familias profesionales: agraria (incluye especialización agrícola, ganadera y forestal); industrias alimentarias y actividades físico-deportivas. Los ciclos pueden ser tanto de grado medio como superior.
Según destacan las mismas fuentes, los centros imparten enseñanza «de gran calidad», apoyada en sus explotaciones agrícolas o agropecuarias y en sus espacios forestales, a disposición del alumnado para la realización de prácticas. «Asimismo existen acuerdos con empresas para completar la formación recibida y se está trabajando en posibilitar al alumnado el acceso a la maquinaria y recursos de alta tecnología», aseguraron. El alumnado de estos centros recibe formación en otros ámbitos como el laboral y el empresarial.
cursos más demandados. Los ciclos de especialización forestal son los más demandados, tanto el de grado medio ‘Aprovechamiento y Conservación del Medio Natural’, como el superior ‘Gestión Forestal y del Medio Natural’, impartidos en tres centros que además gozan de reconocido prestigio a nivel nacional: Almázcara (León), Coca (Segovia) y Almazán (Soria). Desde la Consejería puntualizaron que en el caso del grado superior es la titulación requerida para el ingreso en el colectivo de agentes medioambientales.
También está teniendo gran aceptación el ciclo de grado superior ‘Ganadería y asistencia en Sanidad Animal’, recientemente implantado en el Centro Integrado de Formación Profesional de Viñalta (Palencia).
Más mujeres

El porcentaje de alumnas matriculadas en estos ciclos ha experimentado un importante aumento en los dos últimos cursos académicos, incrementándose del 12-15 por ciento hasta el 20,5 por ciento en el curso actual. En general, el porcentaje de mujeres es mayor en los ciclos de grado superior que en los de grado medio y es mayor en los ciclos de la familia profesional Industrias Alimentarias que en los de la Agraria. «Como dato relevante hay que resaltar que en el ciclo Ganadería y asistencia en Sanidad Animal, las alumnas superan en número a los estudiantes», incidieron las mismas fuentes de la Consejería de Agricultura.
La Administración regional gestiona ocho centros de formación agraria, todos ellos reconocidos mediante acuerdo de la Junta de Castilla y León como Centros Integrados de Formación Profesional.  En ellos oferta ciclos de grado medio y superior, de las familias profesionales Agraria, de Industrias Alimentarias y Actividades Físicas y Deportivas, correspondientes a la formación profesional inicial y a la formación profesional para el empleo, que conducen respectivamente a la obtención de títulos de formación profesional y certificados de profesionalidad. Este año se ha puesto en marcha el primer título de Formación Profesional Dual en el Centro de Formación Agraria de Ávila, que está teniendo muy buena acogida.
Fuente:
https://www.diariodeavila.es/noticia/ZA66CF078-B0BC-2B8F-D8512F59A7B6621A/La-FP-agraria-gana-alumnos-y-alcanza-los-600-por-curso