keyboard_arrow_up
marzo 2021

El agua: el nutriente más importante.

Por José Luis Valls García

Fuente: Avicultuira.info

El consumo de agua por las aves está influenciado por diversos factores, que pueden ser acumulativos, como: calidad del agua, tipo de pienso, temperatura del agua, temperatura y humedad de la nave, etc.

Un incremento o una disminución del consumo diario de agua por parte de las aves, es el primer indicador de que algo está sucediendo en el comportamiento de las aves.

Luego, el conocer y registrar diariamente el consumo de agua que hay en la nave es primordial para anticiparse a lo que puede suceder.

Se debe recordar que elevaciones de + 1ºC en la temperatura a partir de los 23º C de ambiente, suponen un incremento de consumo de agua del 6 %.

La Gráfica 1 muestra el consumo de agua según la temperatura y edad de las aves (manual Ross).

Gráfica 1. Consumo de agua según temperatura y edad

El consumo elevado de agua hará que se incremente en exceso el contenido de humedad de las heces.

Este exceso terminará aumentando la humedad de la cama de aquellas aves que están en el suelo mantenidas.

«El consumo de agua es un gran indicador del estado de las aves»

El análisis periódico del agua es necesario en cualquier crianza de aves, ya que esto determina si es necesario establecer un tratamiento especial, y que tipo de tratamiento o combinación de ellos es necesario utilizar. Se debe recordar cuando se usa agua de pozo, que según la época del año la calidad del agua puede variar bastante.

La reglamentación en vigor por la que se establecen los criterios sanitarios de la calidad del agua para explotaciones avícolas es la misma que para el consumo humano y está establecida en el Real Decreto 140 / 2003, del 7 de febrero.

Tabla 1. Principales normas químicas del agua potable y consecuencias de sus acciones al desviarse los parámetros de los valores correctos.