keyboard_arrow_up
noviembre 2023

Veterinaria Spinelli Gacetilla N°167 Noviembre de 2023.

Sanidad, manejo y novedades

Balance de la temporada de revisación de toros.
En el mes de octubre que se nos fue, revisamos los últimos lotes de toros para servicio. A pesar de las recomendaciones repetidas de hacer estos trabajos con tiempo (idealmente abril-mayo), hay gente que prefiere esperar a último momento. Esto es válido porque cada uno decide que es lo que más le gusta o conviene, solo que, en caso de haber algún problema, la reposición debe hacerse a las apuradas y cuando ya las cabañas, en general, han completado las ventas de sus mejores reproductores. En estos últimos lotes no hubo descartes por lo que, en el total de casi 650 toros revisados, solo hubo refugos por las causas apuntadas en la Gacetilla anterior.

Queda como conclusión del tema, que seguimos contando con rodeos con una muy buena sanidad, donde prácticamente no encontramos enfermedades venéreas ni infecciosas destacables. A pesar de esto, recomendamos vivamente mantener la vigilancia epidemiológica y continuar las rutinas sanitarias imprescindibles para asegurar buenos índices reproductivos.

Relacionado con esto, les contamos que sigue vigente el Programa del Ministerio de Desarrollo Agrario de la Provincia de Buenos Aires, que obliga a los productores a realizar los análisis de venéreas a los toros, penalizando con la no emisión de guías a los que no tengan este requisito al día.

Empacho con concentrados
Este es un problema que causa muchas muertes al año. No tenemos la cifra exacta de pérdidas, pero si sabemos que esto podría evitarse con un manejo adecuado de la suplementación.

En nuestro caso, se trató de un lote de 170 novillitos que decidieron suplementar con maíz más concentrado proteico. Los animales, con un peso promedio de 200 kg, estaban comiendo un potrero de avena, que fue quedando con poca disponibilidad. Colocaron un silo de autoconsumo cerca de la bebida, lo llenaron con la mezcla, lo abrieron y se fueron felices y contentos.

Al día siguiente, se encontraron con tres muertos y otros ocho, con cuadros de empacho de mayor o menor gravedad. El resultado final fue de seis muertos por excesivo consumo de maíz. Pérdida que pudo evitarse fácilmente.

Una vez más, les recordamos el motivo por el que hay que hacer un acostumbramiento a los concentrados. El rumen de los bovinos es una gran cuba de fermentación. Este proceso es realizado por bacterias que se adaptan a la degradación del pasto o de los granos, en un período no menor a los quince días. Por eso, cuando tenemos animales consumiendo cualquier pasto y queremos cambiar su dieta, o agregarle granos o balanceados para apurar su engorde, debemos hacerlo gradualmente, para dar tiempo a que la flora ruminal se adapte a su nuevo menú.

Rumen excesivamente cargado de maíz

Ternero con signos de sobrecarga de concentrados

Malformación congénita
Durante octubre, nos tocó hace la cesárea a una vaquillona con un ternero que presentaba una curiosa malformación. Se trataba de un Schistosoma reflexus. Este raro hallazgo se da cuando en el desarrollo intrauterino, el feto, en lugar de cerrar sus paredes abdominales y torácicas sobre los órganos internos, no lo hace. De esta forma, aparece una extraña criatura, con masa intestinales, hígado pulmones y corazón, “colgando” de la columna vertebral. Siempre se nos pregunta la causa de estos problemas. En verdad, no es posible dar muchas precisiones al respecto. Sabemos que el virus de la Diarrea Viral Bovina, es responsable de algunas malformaciones congénitas. Esto puede confirmarse haciendo serología a la madre. También se relaciona el consumo de Cicuta, Conium maculatum, durante la gestación, con el nacimiento de terneros con algunas deformidades, sobre todo en los miembros.

Schistosoma reflexus

Cesárea de una yegua
En este mes nos tocó hacer la cesárea a una yegua raza árabe, cuyo potrillo tuvo una mala presentación al nacer. Asomaron sus manos por la vulva, pero su cabeza se giró completamente hacia atrás, impidiendo el parto.

Ocasionalmente, les vamos contando sobre este trabajo que no es muy frecuente. En 42 años de ejercicio profesional, solo nos tocaron 19 cesáreas de yeguas. Esto se debe a que el parto de la yegua es bastante más fácil y rápido que el de una vaca. Se lo llama “parto explosivo”. Pero cuando viene mal, se complica mucho resolverlo. En nuestro caso, solo hemos podido sacar el potrillo por vía natural cuando viene bien presentado y solo hay que aplicar algo de tracción forzada. Si no pasa esto, tenemos que recurrir a la operación.

Por suerte, los porcentajes de éxito son cada vez mayores y, en el historial general, hemos salvado el 40 % de las hembras intervenidas a campo.

Es por esto que, ante una distocia en yegua hay que recurrir inmediatamente a la ayuda profesional.

Diez días después de la cesárea.

Resolución de un prolapso
Finalmente, dentro de las actividades del mes, tuvimos que resolver un prolapso uterino completo en una vaca. Increíblemente, aún hay gente que cree que este problema no tiene solución, como fue en el caso que nos ocupa. El propietario llamó para contarnos lo que había pasado y decirnos que pensaba degollar a la pobre madre “para que no sufriera”. Pudimos hacer la reintroducción y la vaca volvió al rodeo normalmente.

Los prolapsos son una complicación frecuente de los partos bovinos. Pueden ser uterinos, vaginales e incluso rectales. Además, pueden incluir la vejiga o algunas asas intestinales.

En resumen, los prolapsos se pueden resolver, ya sea reintroduciendo o amputando el órgano prolapsado. En el caso de la reintroducción, la fertilidad se ve comprometida y baja notablemente la posibilidad de que esa hembra vuelva a quedar preñada

Reintroduciendo el órgano

Trabajo terminado.

¡A levantarse!

Tareas para el mes
Durante noviembre se realiza la vacunación antiaftosa de los animales menores (no se hacen las vacas y toros) y la vacunación anticarbunclosa de todos los mayores de 8 meses (quedan afuera los terneros nacidos en esta temporada).

Junto con las vacunaciones, se hará también la castración de los terneros y la señalada.

Finalmente, durante noviembre tendremos varios trabajos de Inseminación a Tiempo fijo. En otras ediciones les iremos contando algunos cambios que se están analizando en los protocolos para esta tarea, frente a la posible prohibición del uso de esteroides.

Comentario final
Les recordamos que la vacunación contra Carbunclo de todos los bovinos es una imposición de la Provincia de Buenos Aires, tal como pasa con la nueva obligatoriedad del diagnóstico de venéreas en los toros.

Tanto el Carbunclo, como las enfermedades venéreas, son padecimientos que no se distribuyen uniformemente en todos los rodeos del extenso territorio provincial.

Esto es algo que saben de sobra los profesionales y productores bonaerenses. Pensamos que las medidas de diagnóstico y prevención a implementar frente a estas enfermedades, deberían tomarse teniendo en cuenta los datos regionales de presentación de cada una. Los responsables sanitarios de cada establecimiento son los más indicados para determinarlo, tal como se ha venido haciendo desde hace años. No conocemos productores a los que no les interese la sanidad y el crecimiento de sus rodeos.

La intervención del Estado en casos como estos, no nos parece lo más adecuado.

Esta es una opinión personal. Seguramente no es compartida por todos, pero es nuestro deber expresarla.

M.V. Jorge R. Spinelli, M.V. Juliana Spinelli y M.V. Jerónimo Larsen  
San Manuel Tel. 02261 498171 ó 0249 154501423
e-mail cocospin1@yahoo.com.ar
www.jorgespinelli-veterinario.blogspot.com