keyboard_arrow_up
noviembre 2021

Creación del Observatorio Nacional de Violencia Veterinaria Dr. Claudio Bulgarella.

En virtud de los hechos de público conocimiento, en donde un profesional veterinario fue violentamente agredido, y ante los aumentos de casos de violencia que viven los profesionales veterinarios a diario, desde el Colegio de Veterinarios de la Provincia de Buenos Aires lanzaron el.
Desde el Colegio Bonaerense dicen “Basta de Violencia”, basta de violencia Laboral, de violencia Verbal, violencia Física, violencia en el Ejercicio Profesional y en las Redes Sociales. Las agresiones hacia los profesionales son una situación preocupante y está en aumento, es una problemática instalada a nivel internacional; y es considerado un fenómeno multicausal.
Ante esta situación, el Colegio de Veterinarios de la Provincia de Buenos Aires comenzó a desarrollar el Observatorio Nacional de Violencia Veterinaria Dr. Claudio Bulgarella,  “que  tiene como objetivo convocar a las Federaciones Nacionales, Colegios, Consejos profesionales, Asociaciones y Círculos Veterinarios y ser un espacio de consulta, idea y aporte con el fin de entender y atender de forma conjunta los casos de violencia que venimos teniendo como profesionales”, expresaron las autoridades Institucionales.
Asimismo, se continuará trabajando en hacer visible y concientizar a la sociedad sobre esta problemática, y sobre el rol del profesional veterinario. “Muchos tienen una percepción equivocada de nuestra actividad, nosotros como agentes de salud trabajamos con los animales en relación con las personas y el ambiente, y como todo trabajo es nuestro sustento diario”, defendieron las autoridades del CVPBA.
“La veterinaria es una carrera hermosa y altamente gratificante, pero también es una de las profesiones con mayor riesgo de suicidio”, comentaron referentes y lo avalan más de tres décadas de datos que confirman que los veterinarios tienen más probabilidades de suicidio y reportan mayores niveles de ansiedad, depresión y fatiga por compasión, en comparación con la población general.
Ante esta situación, el Colegio de Veterinarios Bonaerense creó el Observatorio Nacional de Violencia Veterinaria Dr. Claudio Bulgarella que comenzará a trabajar de manera permanente con el firme objetivo de prever las situaciones y contener a los colegas. Un dato importante es que el observatorio lleva el nombre del profesional que sufrió el último hecho de violencia física que tuvo alcance mediático; sin embargo, este hecho no es el único, ni la única forma de violencia que viven los profesionales, por eso la necesidad e importancia de un proyecto como este.
“No queremos un futuro violento, no queremos una sociedad agresiva, ni enfrentada, por eso desde el Colegio aportamos esta herramienta, nosotros decimos ¡BASTA DE VIOLENCIA!”, concluyeron las autoridades del CVPBA.