keyboard_arrow_up
enero 2015

IPCVA: Conclusiones del Encuentro Científico sobre Eschericha Coli en la Unión Europea. Bélgica.

Se llevó a cabo en Bruselas, propiciado por el IPCVA, con la participación de la UECVB, la entidad que representa a importadores y frigoríficos europeos. Tuvo como objetivo realizar una profunda evaluación de la problemática asociada con Escherichia coli dado que hasta el momento no existe en los puertos de la U.E. un criterio único y estandarizado para su detección.

El pasado 29 de octubre, el Instituto de Promoción de la Carne Vacuna Argentina (IPCVA) organizó un encuentro científico en la ciudad de Bruselas (Bélgica) en el que participaron destacados investigadores y técnicos con el objeto de realizar una profunda evaluación de la problemática asociada con Escherichia coli productor de toxina Shiga (STEC) y Síndrome Urémico Hemolítico (SUH).
Las principales conclusiones del documento elaborado durante el encuentro fueron las siguientes:
1. El sector cárnico ya está adoptando medidas para controlar STEC:
-Las buenas practicas de fabricación desde el frigorífico hasta el consumidor final se encuentran vigentes y en constante mejora.
-La carne es tan segura como cualquier otro alimento, tal como lo describe el informe de la European Food Safety Authority (EFSA) sobre zoonosis.
-La prevención y el monitoreo por parte de los Food Business Operators (FBOs) como así también la verificación por parte de las autoridades competentes se encuentran en vigencia.
-En caso de resultados positivos, hay tratamientos disponibles (lo que no siempre es posible en otros alimentos).
2. ¿Qué más se puede hacer?:
-Debe basarse en el riesgo. La ciencia está demostrando que faltan datos para poder asegurar cuál es patogénico y cuál no. No obstante, las autoridades y las empresas necesitan trabajar con lo que está disponible. Las posibles nuevas cepas patógenas no son predecibles. Un doble enfoque puede ser necesario para continuar mejorando el conocimiento, pero permitiendo un enfoque pragmático para las empresas con demoras aceptables. El enfoque pragmático de hoy en el sector cárnico se focaliza en el monitoreo de las 5 principales cepas patógenas, las cuales son reconocidas como las más patogénicas.
-Los FBOs son responsables de la inocuidad alimentaria. Los análisis se realizan con el propósito de verificar si el proceso de higiene se encuentra bajo control. Deben seguir siendo viables, de lo contrario se convertirían en no gestionables y contraproducentes.
-Los esfuerzos deben continuar para mejorar la producción higiénica. ¿La clave? Prevenir es mejor que curar. Las presentaciones mostraron un gran abanico de posibilidades disponibles para mitigar los riesgos. Además, se encuentra disponible una combinación de herramientas novedosas/adicionales (por ejemplo, la posibilidad de utilizar ácido láctico como una herramienta adicional para la higiene es novedoso dentro de la UE). Sin embargo, se siguen realizando esfuerzos para mejorar aún más.

-También se destacó como un punto de acción importante el trabajo en la comunicación, en especial con los consumidores. Ideas, tales como las campañas en todos los medios de comunicación, más información en los envases sobre cómo manipular los productos, se ofrecieron también como ejemplos.
-Con relación al borrador de directrices de la Comisión de la UE, se destacó la diferencia se debe hacer entre el monitoreo de riesgos y la gestión de los riesgos (cuando se encuentra un caso positivo). La atención puesta en productos de riesgo es relevante en la fase de monitoreo, mientras que, cuando se encuentra un caso positivo, todos los alimentos deben ser tratados de la misma manera, con un estricto tratamiento de canalización, para garantizar que el riesgo sea mitigado antes de que el producto llegue a los consumidores
-Debe haber igualdad de condiciones para la producción nacional y las importaciones.

Sobre el encuentro
El taller fue organizado en forma conjunta entre el IPCVA y la Union Européenne du Commerce du Bétail et de la Viande (UECBV), con  el apoyo de la Embajada Argentina ante la U.E. y del consejero agrícola, Dr. Gastón Funes. Además, participaron cámaras de importadores de los principales países europeos, así como destacados especialistas en el tema, representantes de otros países exportadores y de la DG Sanco (Health and Consumers) de la Comisión Europea.

Las disertaciones estuvieron presididas por Doug Bridges (UECBV) y Héctor Salamanco (IPCVA), en tanto que el Presidente del IPCVA, Gonzalo Álvarez Maldonado, tuvo a cargo la apertura del encuentro y explicó los objetivos del taller.
Las presentaciones de Argentina estuvieron a cargo del  Prof. G. Leotta (CONICET-UNLP) y el Dr. G. Iabichella (SENASA), quienes abordaron la problemática desde el conocimiento disponible sobre la evaluación de riesgo de E. coli y las medidas de mitigación que está adoptando el SENASA tanto para el mercado interno como para la exportación.
Se espera que la conclusiones sean tomadas en cuenta en la discusión que la Comisión y los Estados Miembros llevan a cabo para adoptar medidas a seguir frente a la aparición de casos positivos de STEC en los alimentos y en el futuro, en consecuencia, se evite el daño originado en los injustificados rechazos de las exportaciones de carne vacuna argentina.
El informe completo está disponible AQUÍ.